Arqueología y diversión en la Riviera Maya

Como si fuera un regreso al pasado, hoy se puede ver a un grupo de guerreros mayas jugando con pelotas de fuego bajo la lunatulum que ilumina intensamente un complejo arqueológico al lado del mar, o estar presente en un rito maya que se celebra en pozos naturales con agua cristalina que reflejan las estrellas del cielo, mientras homenajean a los cuerpos celestes.
Esto solo es posible en la Riviera Maya, situada al oriente de la Península de Yucatán, México, donde se han construido más de 300 hoteles lujosos que alojan visitantes de todo el mundo. Este destino del Caribe ha sido galardonado muchas veces y es considerado como uno de los 10 mejores destinos turísticos del mundo.
Quien vaya a la Riviera Maya no se puede perder Tulum, el único sitio arqueológico Maya erigido al lado del mar; visitar Xcaret, el parque temático que ofrece maravillosas reliquias mexicanas; estar en Xel-Ha, el acuario más grande del mundo donde se puede practicar snorkelling y buceo; jugar golf; observar la increíble flora y fauna tropical; degustar la increíble variedad culinaria; broncearse en Akumal; conocer las Grutas de Aktun Chen y disfrutar de los numerosos servicios que ofrece este antiguo territorio Maya.
También se pueden visitar spas, hoteles y restaurantes, pero si lo que interesa es la vida nocturna, hay decenas de posibilidades para pasarla bien.
Se puede hacer un viaje corto hasta Cancún y beber margaritas en el bar Cocobongo, una famosa discoteca por sus imparables fiestas. Escuchar salsa y merengues en el club nocturno Azúcar, bailar en la discoteca Basic, situada sobre una laguna; ir a uno de los clubes más famosos de Latinoamérica por sus reconocidos djs: the City, o pasar un buena rato conversando y bebiendo con los amigos en la avenida Yaxchilán.
riviera-maya-de-nocheEn Playa del Carmen la alternativa es tomar unos tragos y escuchar buena música en el Blue Parrot y luego darse una vuelta por el Mambo Café a seguir la fiesta toda la noche hasta el amanecer.
Otra posibilidad es ir hacia Islas Mujeres y beber todos los tequilas que se toleren en La Adelita, lugar famoso por sus licores. Ir al bar donde los famosos dejan sus firmas en la pared llamado La Malquerida o a un local un poco más tranquilo como el Bar Om, donde pasan jazz y bossa nova. El restaurante Faynes es una buena alternativa para los que quieran comer algo.
La Riviera Maya tiene todas las alternativas para pasarla bien durante las vacaciones.

Postear un Comentario